Las bañeras exentas son las que no están sujetas lateralmente a ninguna pared, como la de la fotografía superior. Generalmente, estas bañeras son las que se ven en los anuncios de televisión, en esos baños quilométricos y mucha gente piensa que este tipo de bañera solo se puede colocar en ese tipo de baños.

Pero si lo pensáis detenidamente, el espacio que necesita una bañera de estas características es el mismo que una bañera normal, al menos en el ancho y fondo.

Partiendo de esto quizás puedas replantearte la posibilidad de cambiar la bañera por una de estas. Te aseguro que tu baño dará un giro drástico a su aspecto. Son ideales para que tu baño pequeño tenga un look completamente nuevo.

Hay que tener en cuenta que las bañeras exentas están más cuidadas por parte de los diseñadores, con lloks más modernos y vistosos.

La instalación no requiere casi ningún tipo de obra por lo que es muy fácil de color sobre casi cualquier tipo de superficie: parquet, piedra, mármol, madera, …

Antes de decidirse por este tipo de bañera para nuestro baño tenemos que valorar y tener en cuenta varios factores. Entre ellos la instalación de la misma, ya que tiene que ser limpia, principalmente motivado a que los desagües y las tomas de agua quedarán a la vista. La parte positiva de esto, es que en caso de escape de agua podremos detectarlo al momento y será mucho más fácil y económica su reparación.

Si necesitas información sobre las bañeras exentas la puedes encontrar aquí.

Comparte esta página: